agosto 02, 2009

Sin sentido


Quien eres tú? responde
que con miradas furtivas,
y roces tímidos
buscas desencadenar pasiones extraviadas

Quien eres tú? dime, por favor
que con palabras agridulces, necias
buscar irrumpir mi mundo
de ansiedades dispersas

Por qué me sigues, por qué me señalas
hasta el final del horizonte
en el espacio imaginario
donde el cielo y la tierra se unen.

Tu fin último y perverso
es enredarme en la ira de la tormenta
en tus desafueros, saciar tu hambre
con arma de la salvación.

Ni en el cuerpo, ni en el pensamiento
me has tenido, soy tierra muerta
árida, sin vida
he derrotado tu intención.

Acaso la ausencia no es suficiente
para decir de la mejor manera
que la distancia sentencia
lo que no ha nacido




4 comentarios:

Antonio dijo...

Precioso poema de rechazo, que inteligentemente va desgranando las contras que pretende el seductor. En el amor no se puede uno convertir en objeto de satisfacción del otro sin reciprocidad.
Un saludo Circe, por tu hechizo.

Circe La Hechicera dijo...

Que bello!!!, quien más sobre el amor o desamor, de fórmulas aritméticas y despejar incógnitas como lo expresas tú. Me siento halagada, que pasees por mi blog y dejes en él bonitas perlas. Un cálido abrazo

azpeitia dijo...

Como en una audiencia de tribunales...joven abogada...encaras, sometes, acusas al presunto depredador de amores, lo pones contra las cuerdas, lo interrogas y lo sometes al acero de tus palabras...para que caiga sobre él, todo el peso de la justicia...enhorabuena desde Zuhaitz-Ondoan de azpeitia

Circe La Hechicera dijo...

Por Dios Azpeitía, que bonita e inesperada visita y que lujo tu comentario, el poema lo iba a llamar Maligno, pero me pareció un poco dramático, es estimulante saber que lo que uno escribe, provoca reacciones y sirve de alimento para seguir el camino de las inquietudes. Gracias por lo de joven, ni tanto..., saludos desde Venezuela.